miércoles, 3 de julio de 2019

"People, Power and Profits", (Gente, poder y beneficios) de Joseph E. Stiglitz (2019)

Resumen de "People, power and profits", (Gente, poder y beneficios) de Joseph E. Stiglitz (2019)

Leído directamente del original inglés (por E.V.Pita) porque a la fecha de hacer el resumen, no había edición en español

Ver el resumen original y actualizado en:
https://evpitasociologia.blogspot.com/2019/07/people-power-and-profits-gente-poder-y.html

Resumido por E.V. Pita, doctor en Comunicación y licenciado en Derecho y Sociología

Sociología, Economía, desigualdad económica, capitalismo, desindustrialización

...................................................................................................................................

Ficha técnica

Título en inglés: "People, Power and Profits" (Gente, poder y beneficios)

Subtítulo en inglés: "Progressive Capitalism for an Age of Discontent"  (Capitalismo progresista para una era de descontento)

Autor: Joseph E. Stiglitz

Edición en inglés: Allen Lane, Penguin Books (Reino Unido)

Edición en español: actualmente, no hay

Páginas en la edición en inglés: 371 

...................................................................................................................................

Biografía oficial del autor Joseph E. Stiglitz

Joseph E. Stiglitz es un premio Nobel de Economía y autor de best-sellers como El malestar de la Globalización (revisión del 2019): Antiglobalización en la era de Trump y otros libros como El precio de la desigualdad o Caída libre. Él fue jefe del Consejo de Asesores Económicos (CEA) del presidente Clinton y economista jefe del Banco Mundial y fue elegido por la revista Times como una de las cien individuos más influyentes del mundo. Imparte clases en la Universidad de Columbia y es economista jefe del Instituto Roosevelt.

...................................................................................................................................

Texto de la solapa (edición inglesa)

"Tenemos la sensación de que nuestra economía se mueve hacia los grandes negocios pero, como Joseph E. Stiglitz, explica en su potente nuevo libro, unas pocas corporaciones están dominando sectores enteros, contribuyendo a disparar como un cohete la desigualdad y el bajo crecimiento. Es así como la industria financiera ha promovido el dictado de sus propias regulaciones, las compañías tecnológicas han acumulado montañas de datos personales con poca transparencia y los gobiernos negocian tratados de negocios que fallan al representar los mejores intereses de los trabajadores. Buscan sanear antes sus cuentas de explotación que una sana innovación creativa. Las nuevas tecnologías han creado cuestiones peores, incrementando la desigualdad y el desempleo.

Stiglitz identifica las verdaderas fuentes de la riqueza y del incremento del nivel de vida, basados en el aprendizaje, avances en la ciencia y la tecnología y en las reglas legales. Él muestra que el asalto en la judicatura, universidades y los medios de comunicación mina unas instituciones que durante largo tiempo fundamentaron la prosperidad económica y la democracia.

Sin embargo, a pesar de lo que podamos sentir hoy, estamos lejos de estar debilitados. De hecho, las soluciones económicas son a menudo claras. Necesitamos explotar los beneficios de los mercados y tamizar los excesos, haciendo seguros los mercados de trabajo de la gente y no las otras alternativas que hay alrededor. Si fuese posible poner en marcha esta agenda para el cambio, nosotros podríamos crear un capitalismo progresista que pueda recrear una prosperidad  compartida. Stiglitz muestra cómo una decente vida de clase media puede otra vez ser lograda.

En un balance de los peligros del fundamentalismo de mercado y de los fundamentos del capitalismo progresista, Gente, Poder y Beneficios muestra que todo ha ido de mal en peor pero también nos dice cómo salirnos fuera".

...................................................................................................................................

RESUMEN

Parte I .... Perdiendo el camino

1. Introducción

2. Hacia una economía más miserable

3. Explotación y poder del mercado

4. Norteamérica en guerra consigo misma por la Globalización

5. Finanzas y la crisis norteamericana

6. El cambio de las nuevas tecnologías

7. ¿Por qué un Gobierno?

Parte II..... Reconstruyendo la política y economía norteamericana: hacia dónde va el camino

8. Restaurar la democracia

9. Restaurar el dinamismo económico con trabajo y oportunidades para todos

10. Una vida decente para todos

11. Volver a ser América

.....................................................................................................................

RESUMEN

El autor dice que su libro no es un diagnóstico sino una receta sobre lo que podemos hacer y el camino correcto a seguir. Dice que explicará las auténticas fuentes de riqueza de las naciones y distingue entre riqueza creativa (una sana productividad que enriquece a la gente) y riqueza extractiva (que enriquece a uno que exprime a otros). Su agenda es una antítesis de la agenda de Trump. Ve posible una acción colectiva para abordar políticas que hagan la vida de la clase media otra vez la norma y no la excepción. Considera que tanto la Reaganomics (la política económica de Reagan en los 80) como la Trumponomics (la política económica de Trump) atacan la democracia.

Stiglitz cuenta que se crio en Gary, Illinois, un pequeña ciudad que era la capital de la industria del acero. Ni por asomo, en su juventud, se pensó que este mundo se hundiría por causa de la desindustrialización aunque ya entonces comprendía que había desigualdad. En el 2015 acudió a un reencuentro con sus compañeros de clase y se encontró mucho descontento, incluso de policías y profesores de instituto. Había gran malestar y Stiglitz se preguntó cómo habíamos llegado a esto. Relata que las alarmas empezaron a saltar ya en la Administración Clinton, cuando él era jefe del CEA. Entre 1993 y el 2000, la desigualdad se disparó. Culpa a la ideología conservadora que tiene una fe casi religiosa en el poder del mercado para hacer correr la economía (pero sin una base real ni pruebas). Esto devino en peligrosos programas desde la era Reagan (años 80; tiempos de la "economía vudú"; desregulación y recortes de impuestos) que incrementaron la desigualdad hasta alcanzar cotas inestables pero en el 2000, el crecimiento de la desigualdad se disparó aún más (nada tan turbulento como la Gran Depresión de 1929 redujo los ingresos). Eso le hizo reflexionar y vio varios fallos económicos: la transición de una economía industrial a otra de servicios y financiera y globalizada tuvo como consecuencia disparar la desigualdad y decaer en una democracia del 1 % más rico para el 1 % y por el 1 %. Añade la economía y la política van de la mano y que todos estos factores están interrelacionados y generaron el fruto del bajo crecimiento. Se queja de que grandes corporaciones tienen excesivo poder en el mercado.

Ha detectado los siguientes puntos en la economía moderna:

1) Los mercados fallarán al conseguir compartir y sostener la prosperidad (generan polución y poca investigación). Hay imperfecciones en el mercado.

2) Necesitamos reconocer que la riqueza de una nación descansa en dos pilares (el crecimiento se basa en un aumento de la productividad y del conocimiento)

3) No se debe confundir la riqueza de una nación con la riqueza de ciudadanos particulares.

4) Una sociedad menos dividida tendrá una economía más igualitaria. Dice que hay que abandonar la teoría del goteo, de si la economía crece los beneficios llegan a todos. Los mercados no ayudan a todos pero los programas gubernamentales sí.

5) Los programas gubernamentales logran compartir la prosperidad para distribuir los ingresos del mercado y redistribuirlos (ingresos que los individuos disfrutan después de los impuestos y transferencias)

6) Dado que las reglas del juego y otros aspectos de la economía y la sociedad dependen del Gobierno, que el Gobierno sea más vital; política y economía no pueden estar separados.

7) La economía surgida de 1970 (el estilo de capitalismo americano) está desviando la individualidad y la identidad nacional por caminos desafortunados.

8) Mientras Trump y los suyos se dedican a hundir a los otros (inmigrantes y malos acuerdos comerciales), continúa el proceso de desindustrialización y la pérdida de trabajos. Stigliz apuesta por crear nuevos trabajos tecnológicos.

9) Hay una agenda económica sensata que podría restaurar el crecimiento y compartir la igualdad. Propone dar mayor poder a los trabajadores y promover la investigación y la creación.

10) Necesitamos "dramáticos" cambios pero para ello se necesita una democracia fuerte para que el poder político se concentre en crear riqueza. Antes de que haya una reforma económica debe haber una reforma política.

El autor señala que la crisis del 2008, que considera la mayor debacle desde la Gran Depresión de 1929, mostró que el capitalismo no era tan eficiente ni estable como se suponía. A ello se sumó que los mayores beneficiarios en los últimos 25 años eran los que estaban arriba. Y el voto antisistema del Brexit y Trump puso en evidencia la "sabiduría" de los electores democráticos. La promesa de los beneficios de la globalización y la liberalización nunca se materialización para la mayoría de los ciudadanos. La globalización trajo la desindustrialización, dejando fuera, sobre todo, a los hombres menos formados y educados profesionalmente (los "deplorables", según Hillary Clinton). Tras la crisis, se rescató a los bancos. Stiglitz dice que en el 2008 se creó un relato formado por las élites y para las élites que luego aplicaron a la liberalización del mercado financiero. El autor añade que "nuestra economía no ha funcionado para la mayor parte del país pero ha dado muchas recompensas a los que están en la cima". Señala que los tres hombres más ricos de América (Jeff Bezos, de Amazon, Bill Gates, de Microsoft, y Warrent Buffet de Berkshire Hathaway) tienen tanto dinero como la mitad que peor vive en USA.

El autor dice que cuando se fundó Estados Unidos se apostó por principios democráticos pero ahora la intervención del poder económico está afectando a la naturaleza de la sociedad y la identidad. Un egoísmo que crea desequilibrios y debilita el sistema económico y político.

Otro problema es que, desde los años 70, hay un "estancamiento" en las innovaciones, que es justo lo que impulsa el crecimiento económico (lleva años muy bajo).




No hay comentarios:

Publicar un comentario